Sᢡdo, 4 de Abril, 2020
Sección de suscriptores(as) Identificación Contraseña
AMÉRICA LATINA
Cumbre climática acepta ampliación de Protocolo de Kioto
14/12/2012
Envíe un comentario Imprima el texto de esta página

Se prorroga hasta el 2020 obligación de reducción de gases de efecto invernadero a países industrializados.

Tal como ha ocurrido en anteriores cumbres climáticas, la 18ª Conferencia de las Partes de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre Cambio Climático (COP18), que reunió a 195 países en la ciudad de Doha, Qatar, del 26 de noviembre al 9 de diciembre, culminó con resultados desalentadores para el medio ambiente.

Quizás la decisión más importante fue ampliar hasta el 2020 el Protocolo de Kioto, único instrumento legalmente vinculante que obliga a los países desarrollados a reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) responsables del calentamiento global, y que estaba a punto de expirar el 31 de diciembre. Este pacto, firmado en 1997, obliga a 35 naciones industrializadas a reducir 5.2% en promedio sus emisiones de GEI para el periodo 2008-2012 tomando como base los niveles de 1990.

Sin embargo, países desarrollados como Canadá, Japón, Nueva Zelanda y Rusia se negaron a aceptar la ampliación del pacto señalando que las obligaciones de reducir los GEI también deben incluir a países emergentes como China, India, Brasil y México. Un reciente estudio de la Universidad de East Anglia, en Gran Bretaña, ha calculado que las emisiones de dióxido de carbono se han incrementado este año en 2.6%, 58% más que en 1990, siendo China e India los principales responsables de ese aumento.

Entre las condiciones aceptadas para la ampliación del Protocolo de Kioto se encuentran la revisión por parte de los países industrializados de sus metas de reducción de GEI para el 2014 y que las naciones emergentes posterguen hasta el próximo año sus demandas de mayor ayuda financiera para contrarrestar los efectos del cambio climático.

Organizaciones ambientalistas, como Greenpeace, criticaron duramente los resultados y las actitudes de EEUU y de Europa.

“EEUU sigue manteniéndose fuera del Protocolo de Kioto, incluso su delegación llegó a Doha y de inmediato se dedicó a bloquear los progresos en casi todos los frentes”, dijo Kumi Naidoo, director ejecutivo de Greenpeace. “Esta vez Europa, que por lo general es vista como líder en materia de cambio climático, se quedó con las manos sucias (…). Europa también se negó a plantearse un objetivo mayor al 20% en cuanto a disminución de emisiones, lo que apenas significaría una pequeña baja de los niveles de emisiones actuales [18%]. Se esperaba al menos un comportamiento responsable por parte de los europeos, con la propuesta de alguna promesa de financiamiento climático. Ahora Europa tiene un largo camino por recorrer si quiere recuperar algo de credibilidad sobre el tema del clima”.

Naidoo dijo que economías emergentes como Brasil, China, India y Sudáfrica “deberían dar un paso adelante y asumir un papel más progresista en la construcción de un acuerdo climático para el 2015. También deberían ajustar sus objetivos en cuanto a corte de emisiones antes del 2020”.

“Los gobiernos tendrían que seguir el ejemplo de República Dominicana, que a pesar de poseer sólo una fracción de la riqueza que tienen los países industrializados comprometidos en Doha, se propuso tener para el 2030 un tope de emisiones de un 25% por debajo de los niveles de 1990. Y, además, se pondría a actuar sin condiciones y con su propio dinero”, agregó.

Como una victoria para la delegación de Bolivia fue la inclusión en la declaración final del respeto a la Madre Tierra y el derecho equitativo al desarrollo, pese a la oposición de EEUU. Además, logró que se impidiera el acceso de los países desarrollados que no participarán en el segundo periodo de compromisos del Protocolo de Kioto al uso de mecanismos de mercado establecidos en el pacto y que tampoco pudieran usar los créditos de carbono acumulados.

Bolivia también rechazó la implementación de nuevos mecanismos de mercados de carbono bajo la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre Cambio Climático (CMNUCC), “por ser contrarios al objetivo de la Convención y a la protección de la integridad de la Madre Tierra. Al respecto, observamos rigurosamente los peligros que implica cualquier acción que permita el diseño, desarrollo e implementación de los mercados de carbono en cualquier enfoque de trabajo, incluyendo el de los enfoques de política e incentivos positivos para las cuestiones relativas a la reducción de las emisiones derivadas de la deforestación y degradación de bosques [REDD] en los países en desarrollo y la función de la conservación; gestión sostenible de los bosques y el aumento de las reservas forestales de carbono en los países en desarrollo”.

La declaración final aprobó, además de la elaboración de nuevos mecanismos basados en el mercado, el desarrollo de mecanismos alternativos, establecidos fuera de la CMNUCC, tales como programas administrados nacionalmente o de compensaciones bilaterales, que tengan en cuenta la ayuda que estos brindan a los países en el cumplimiento de sus metas de mitigación.
—Noticias Aliadas.


Compartir
Noticias Relacionadas
Noticias Aliadas / Latinamerica Press
Información y análisis independientes de libre reproducción mencionando la fuente.
Contáctenos a: (511) 7213345
Dirección: Jr. Daniel Alcides Carrión 866, 2do. piso, Magdalena del Mar, Lima 17, Perú
Correo: webcoal@comunicacionesaliadas.org